¿Por qué estudiar FP?: Opciones que ofrece la Formación Profesional

Por qué estudiar FP

Una vez terminada la ESO, es tiempo de analizar las alternativas que existen para lograr una cualificación y conseguir un puesto de trabajo en el mercado laboral. Para determinar qué estudiar en FP, lo primero que debes saber es que la Formación Profesional consta de tres etapas: 

  • La primera etapa es la FP básica, concebida como una opción para las personas que no han finalizado la ESO. 
  • La segunda etapa es el ciclo de grado medio, que permite obtener preparación y título de técnico. 
  • Y la tercera etapa es el ciclo de grado superior, con el que puedes conseguir un título de técnico superior y posteriormente ingresar a la universidad, siempre que así lo desees. 

Las FP en Grado Medio y Grado Superior están diseñadas para proporcionar a los alumnos un periodo de formación teórica y otro de prácticas, con el propósito de garantizar la preparación adecuada para la inserción laboral. Los ciclos FP tienen una duración máxima de dos años o 2.000 mil horas. Un lapso corto pero suficiente para conseguir la cualificación profesional que permita ejercer cargos auxiliares e intermedios.

Después de esta aclaración seguramente surjan muchas más dudas. Esperamos responderlas en el desarrollo de este artículo. 

 

¿Qué es la FP de Grado Medio? 

La FP de Grado Medio es un nivel de formación avalado y regulado por el Ministerio de Educación y Cultura permite conseguir una capacitación técnica en diversos ámbitos profesionales. Acreditar un título de técnico medio ofrece la posibilidad de iniciar la actividad laboral en el área de formación, en el desempeño de puestos colaborativos. 

Como ejemplo, un técnico de grado medio son los técnicos en gestión administrativa, técnicos en actividades comerciales, técnicos en estética y belleza, técnicos en peluquería, técnicos de mantenimiento, entre otras especialidades. 

Para tener acceso a un FP de Grado Medio es necesario cumplir con algunos requisitos. El principal es que el aspirante tenga 17 años de edad. Debe contar con el título de la ESO o la FP Básica, tener el curso de bachillerato unificado polivalente (BUP) o haber superado la prueba de acceso a la universidad para mayores de 25 años. En caso de que ninguna de las anteriores sea posible, debe acudir a la convocatoria autonómica para presentar la prueba de acceso a grado medio. 

El ciclo de grado medio tiene una duración máxima de dos mil horas, o dos años de formación.

 

¿Qué es la FP de Grado Superior?

La FP de Grado Superior permite obtener un título oficial de Técnico Superior, en las distintas especialidades disponibles. Con esta titulación se puede optar por puestos de trabajo de mando intermedio como responsables de departamento, o delegados de planificación, gestión y coordinación de proyectos. 

De referencia están los técnicos superiores en administración y finanzas, técnicos superiores en higiene bucodental, en prótesis dental, en documentación sanitaria, logística y transporte o en dirección de Cocina. 

Como requisito para estudiar un ciclo de grado superior, es indispensable contar con el título de Bachillerato. Por tratarse de una etapa superior al grado medio, no basta con acreditar el título de la ESO. En caso de no contar con esa titulación, queda la alternativa de aprobar la prueba de acceso a Grado Superior, convocada en cada sede autonómica del Ministerio de Educación. La edad mínima del aspirante es de 19 años. 

Al igual que el grado medio, el ciclo de grado superior tiene una duración máxima de 2.000 horas o dos años. 

 

¿Qué se puede estudiar en FP? 

Son numerosas las opciones para escoger la especialidad profesional más adecuada a nuestra vocación e intereses en este nivel de formación. En España tenemos un Catálogo Nacional de Cualificaciones Profesionales con más de 600 especializaciones de FP. Estas se agrupan en 26 familias de competencias, que a su vez se ordenan por niveles, de acuerdo a la dificultad de las labores o funciones de cada una. Esas 26 categorías se organizan en orden alfabético en la siguiente lista: 

  1. Actividades Físicas y Deportivas.
  2. Administración y Gestión.
  3. Agraria.
  4. Artes Gráficas. 
  5. Artes y Artesanías. 
  6. Comercio y Marketing. 
  7. Edificación y Obra Civil. 
  8. Electricidad y Electrónica. 
  9. Energía y Agua. 
  10. Fabricación Mecánica. 
  11. Hostelería y Turismo. 
  12. Imagen Personal. 
  13. Imagen y Sonido. 
  14. Industrias Alimentarias. 
  15. Industrias Extractivas. 
  16. Informática y Comunicaciones. 
  17. Instalación y Mantenimiento. 
  18. Madera, Mueble y Corcho. 
  19. Marítimo-Pesquera. 
  20. Química. 
  21. Sanidad. 
  22. Seguridad y Medio Ambiente. 
  23. Servicios Socioculturales y a la Comunidad. 
  24. Textil, Confección y Piel. 
  25. Transporte y Mantenimiento de Vehículos. 
  26. Vidrio y Cerámica. 

¿Cuándo apuntarse para estudiar FP?

Por lo general, los plazos de la tramitación para cursar estudios de formación profesional van de junio a septiembre de cada año. El día exacto del inicio de la FP es establecido por cada Comunidad Autónoma. 

En caso de contar con los requisitos necesarios, solo debes esperar la fecha de inscripción en el centro de estudios que hayas escogido. 

Si debes conseguir el acceso a FP mediante prueba, es necesario esperar la convocatoria a prueba de acceso a grado medio o prueba de acceso a grado superior, correspondiente a tu región autonómica. Puedes informarte sobre las convocatorias a pruebas de acceso a través de la página web de la Consejería de Educación de la Comunidad Autónoma que corresponda. 

 

Ventajas de la FP vs. carrera universitaria: ¿por qué estudiar una FP?

Si es cuestión de elegir una sola ventaja de la formación profesional frente a la carrera universitaria sería la duración del ciclo académico. Como ya hemos indicado en líneas anteriores, la formación profesional de grado medio y grado superior tiene una duración de no más de dos años o 2.000 horas. Acabado el ciclo, con título en mano, un técnico medio o superior puede optar por un puesto de trabajo bien pagado al menos dos años antes que un aspirante a grado universitario. Sin duda, es una ventaja que permite conseguir la estabilidad laboral en menor tiempo. 

Pero, la corta duración de la FP no es la única ventaja. La FP incluye un periodo obligatorio de prácticas en empresas, lo que le permite a estudiantes de especialidades técnicas tener su primer contacto con el mundo laboral, en pleno ciclo formativo. Lo que les da la posibilidad de conectar con la realidad de la vida profesional y dominar los conocimientos técnicos de su especialidad, antes que un estudiante universitario.

Una ventaja coyuntural es que los profesionales de grado medio y grado superior superan en demanda a los de grado universitario. Y esta es una tendencia que se viene incrementando desde hace al menos una década, según datos de estudios sobre empleabilidad recientes. 

Y, por último, pero no menos importante… Aunque en el pasado los cargos técnicos pudieran haber sido subestimados por estudiantes y algunas empresas, ese “menosprecio” ha pasado a ser un mito. Así lo confirma el incremento en 70%, de los alumnos de FP en España en los últimos años.  

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.